¡Los impuestos al comercio digital entran el lunes 1 de junio 2020!

Morimos un poco cuando recibimos los correos de Mercado Libre y de Amazon

¿Qué es lo más importante de Mercado Libre?

“Como somos agentes de recaudación, en los próximos periodos con cargos facturados por MercadoLibre te aplicaremos porcentajes de retención de IVA e ISR para cada una de tus ventas. El porcentaje puede variar desde el 16% al 36% de retención en cada venta, según tu facturación”. Mail de Mercado Libre.

¿Cuánto me van a retener en Mercado Libre?

Da clic aquí: retención de Mercado Libre para conocer más. De todos modos te ponemos lo más importante.

“Con esta norma, se retendrá en cada venta un porcentaje a los vendedores que sean Personas Físicas y que vendan productos nuevos.”

Sabemos que está de infarto. Pero no te angusties te vamos a explicar qué hacer, antes de que te avientes del balcón y cierres tus tiendas virtuales

¿Qué es lo más importante de Amazon?

“Si no has proporcionado tu RFC válido a Amazon:

Retendremos el 100% del IVA cobrado de tus ventas; y

Retendremos el 20% del impuesto sobre la renta aplicable a tus ingresos por ventas.

Ambas cantidades serán remitidas por Amazon al gobierno mexicano.

Si has proporcionado correctamente tu RFC válido a Amazon:

Cómo persona moral: Te entregaremos el 100% del IVA de tus ventas y no retendremos ningún monto por concepto de impuesto sobre la renta.
Cómo persona física: Retendremos 50% del IVA cobrado de tus ventas y se remitirá directamente al gobierno mexicano”. Mail de Amazon.

Lo sabemos, respira.

¿Qué implicaciones tiene?

  • De entrada corre a tu contador y dile que necesitas tu RFC ya sea como persona física o moral (empresa). Para que no te retengan tantos impuestos.
  • Considera cobrar el IVA en tus productos (si es que no lo haces todavía).
  • Si ya tienes tu RFC vigente y no cobrabas el IVA, cóbralo. Es el 16% generalmente.
  • También puedes cobrar sólo una parte del IVA (8%, que es la retención) y el resto tener una estrategia fiscal para poder deducir el IVA de otras facturas que pagues, como: la compra de la mercancía que vendes, gasolina, renta de automóviles, envíos… Esto dependerá del rubro con el que estés dado de alta.
  • Platica con tu contador(a) para ver qué te conviene más y qué puedes deducir de impuestos.
  • Arregla tu situación fiscal, te conviene, ya que las retenciones serán mucho menores y tendrás más utilidad.
  • Revisa los precios de la competencia para que no te salgas del rango.

¿Tienes otra duda? Mándanos un mail a bienvenido @ sublimeinspiracion.com 

Nos leemos pronto.

Deja tus comentarios y los revisamos.

Equipo #Sublime.

Síguenos en nuestras redes sociales:

Facebook

Twitter

WhatsApp